El Corralón y las antiguas alhondigas nazaries

Portada » Curiosidades Históricas » El Corralón y las antiguas alhondigas nazaries

En el libro Noticias de las Corralas de Madrid se sugiere de pasada, un interesante dato, el posible origen mudéjar de las Corralas. Son noticias que merecen atención ya que existen algunas analogías.

La primera, en cuanto a su habitabilidad es el patio, elemento principal en la articulación del edificio. Limita un espacio, donde se pueden desarrollar muchas tareas cotidianas a aire libre. La segunda, el uso mercantil que puede albergar. Como hipótesis de trabajo, se podría establecer un análisis comparado de la tipología arquitectónica y la utilización del espacio de la corrala de Carlos Arniches, Corralón (1860) con la más importante alhondiga nazarí, la al-Fundaq al- Yadida, de Granada, conocida por el nombre, de Corral del Carbón (1320).Cabe recordar que en el Corralón se disponen cuartos para viviendas en la planta primera y en las buhardillas, y en el patio, espacio para la exhibición venta y almacenaje de todas las mercancías.

El Corral del Carbón, construido en el centro de Granada, esta considerado el mejor ejemplo de arquitectura civil publica andalusí, con una planta casi cuadrada, de 28 por 30 metros, y con tres plantas. El interior se organiza con crujías de habitaciones y galerías en los cuatro lados, que inscribe un patio de 18 por 16 metros y una superficie de 288 metros cuadrados. Este edificio se utilizaba, para exhibir y vender los productos, que gentes venidas de fuera traían a la ciudad. Cabe aquí plantearse dos cuestiones, la primera que las mercancías que no se vendieran en un único día, habrían que ser almacenadas en algún sitio, de ahí los locales ubicados en la planta baja; la segunda que los comerciantes que las trasladaban, venidos desde otras ciudades, necesitarían un lugar donde alojarse hasta que lograran venderlas , de ello, también nos habla con precisión un historiador del siglo XVII. Estos datos nos aportan suficientes pruebas, para pensar que estamos ante dos edificios, que su utilización tiene idénticos fines, salvando las diferencias constructivas, y a pesar del tiempo transcurrido, entre la construcción de ambos, quinientos cuarenta años.La fotografía num. 4 es el patio del Corral del Carbón de Granada, en la actualidad.

Separata del libro. El Rastro, las fuentes de su origen, historia y desarrollo urbano.

Germán Cano López, investigador.

Miguel Sobrino, Ilustración

Los comentarios están cerrados.